miércoles, 6 de septiembre de 2017

Cómo limpiar las juntas sin detergentes químicos


Sin importar la calidad de azulejos que tengamos, sabemos que al final las juntas nos darán muchos problemas para limpiarlos y deshacernos de las manchas que puedan quedar por el uso que tienen en el suelo y las paredes.

Las juntas casi siempre son de color blanco, aunque ahora se adaptan según el color predominante de los azulejos. Estas juntas se desgastan muy rápido, mientras que los azulejos son capaces de soportar la humedad y casi cualquier sustancia que caiga sobre ellos.

Las juntas de los azulejos son poco higiénicas



Más que limpiar las juntas por estética, existe un tema de higiene de fondo. Por la constante humedad que se acumula en estas juntas, se crea la ocasión perfecta para proliferación de microorganismos. hongos y bacterias que atentan contra nuestra salud, que, además, de no limpiarlas se incrementarán.



Es aquí que donde juega un papel importante la limpieza con detergentes desinfectantes diariamente, claro está, recomendable para azulejos de la cocina que están cerca de los alimentos. Limpiar las juntas de los azulejos también se hace necesario, pero el riesgo a la salud es mucho menor.



Limpia azulejos sin utilizar peligrosos químicos


Existen varias opciones para limpiar la junta de los azulejos de forma natural, pero nosotros te presentamos dos mezclas caseras, fáciles de hacer con ingredientes que tenemos en nuestro hogar.



1.- El primero de ellos es una sustancia creada con bicarbonato y agua caliente. Esta mezcla en forma de pasta es considerado ecológico, capaz de realizar doble acción, remueve todo el sucio de las juntas, a la vez que elimina los microorganismos presentes. 


La pasta que se forma la aplicas en las juntas con ayuda de un cepillo, la mezcla se deja actuar unos minutos y se remueve del área aplicada. Con este truco, tendrás unos azulejos relucientes y libre de gérmenes maliciosos.



2.- La otra opción es el agua oxigenada, muy utilizado también para blanquear la ropa. Actúa del mismo modo que la mezcla con bicarbonato de sodio. El peróxido es mucho más fácil de usar, solo rocía el líquido sobre las juntas, lo dejas actuar unos minutos y listo.



Con estos trucos tus azulejos nunca se verán opacados por la mugre que se forma en las juntas.



Estos materiales y muchos más en www.masqueazulejos.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario